Palacio del Concejo - WEB Turismo de Jumilla

Palacio del Concejo

Palacio del Concejo

La antigua Casa de la Villa o Palacio del Concejo está situado en la Plaza de Arriba. Es un edificio de estilo renacentista-manierista del siglo XVI, obra del cantero vasco Julián de Alamíquez, único ejemplo de arquitectura civil que se conserva del Renacimiento murciano. Presenta una tipología similar a otros edificios comunales y casonas palaciegas de la época. De disposición rectangular el edificio está estructurado en 3 plantas y un semisótano.
La fachada, labrada en piedra procedente de la sierra del Buey, tiene tres cuerpos horizontales separados por cornisas. El primero tiene dos amplios arcos sobre tres columnas toscanas, que daban acceso a una lonja abierta.
El segundo cuerpo es liso y tiene tres ventanas rematadas por frontones triangulares. También hay un escudo de la casa Borbón que se añadió en 1867.
El tercer cuerpo es el más llamativo, compuesto de una arcada de columnas torsas o salomónicas entrelazadas, flanqueadas por las armas de la villa.
Fueron muchos los usos que se dieron a este edificio, además de la Lonja, albergó las dependencias del Concejo Municipal desde mediados del s. XVI hasta bien entrado el s. XIX. En la planta noble se encontraba el salón de sesiones o sala capitular, de disposición rectangular y con un artesonado de madera, además del despacho del alcalde. Hacía 1843 el inmueble ya estaba en ruinas, celebrando el Ayuntamiento sus sesiones y demás actos en la iglesia de un antiguo hospital (el del Santo Espíritu). En 1867 el edificio fue rehabilitado, ya sólo para Lonja, y un poco más tarde se cegaron los arcos de su pórtico y se usó como cárcel, situándose los calabozos en la parte posterior de la planta baja. Además fue destinado a almacén agrícola y dio acogida a las paneras del pósito. Se usó además como escuela.
Maltratado por el paso del tiempo, en 1989 se derrumbó uno de los muros laterales debido a unas lluvias. De 1996 a 1998 se llevó a cabo su rehabilitación y restauración por el arquitecto murciano Fernando de Retes Aparicio, respetándose la fachada original y el cuerpo de la primera crujía (el artesonado del viejo salón de sesiones).
Actualmente es la sede del Museo Municipal Jerónimo Molina, albergando su colección de arqueología.

Palacio del Antiguo Concejo